• Buenos Aires
  • No Data
  • tlfelcanalnumerouno@gmail.com

5 sept. 2013

De los saltos a las imitaciones


Después de hacer saltar a los famosos en el agua conCelebrity Splash (Telefe), Marley no planea vacaciones: en la segunda mitad de este mes -probablemente a partir del 16- conducirá un ciclo en el que algunos famosos jugarán a ser otros famosos. Se trata del formato internacional Tu cara me suena, en el que Carmen Barbieri, Lucía Galán, Pablo Granados y Campi, entre otros, deberán usar máscaras, caracterizarse como diversos músicos, bailar y cantar ante un jurado que califique qué tan lograda es la imitación. “Faltaba un formato así en la televisión argentina”, juzga Alejandro Wiebe.

Además de ocho participantes conocidos -faltan definir aún cuatro- habrá cuatro jurados de fuerte presencia: Elizabeth “La Negra” Vernaci, Cacho Castaña, Joaquín Galán -quien curiosamente calificará a su hermana- y un imitador aún a definir. “Con un elenco así, no dudo de la sorpresa que va a resultar en el público esta propuesta. El formato de Endemol ya paseó por más de 20 países y en España, por ejemplo, va por la cuarta temporada”, explica.

Las reglas de juego: los participantes definen su suerte mediante un bolillero virtual. El mismo indicará a qué artista deberán imitar. Habrá una semana para que preparen su performance, con máscara incluida, vestuario, entrenamiento vocal y entrenamiento en imitación. “Se trata de un big show . Ya imagino a Carmen, por ejemplo, teniendo que imitar a Michael Jackson o a Shakira. Una mujer no necesariamente deberá imitar a una mujer y un hombre tampoco imitará estrictamente a hombres y ahí radica la riqueza del formato”, explica Marley.

Con la actuación hecha, cada participante será sometido al ojo del jurado y de allí nacerá una tabla de posiciones como si se tratara del campeonato de fútbol. “El ganador del reality obtendrá una buena cifra de dinero que será donada a una entidad pública”, aclara el conductor.

Marley, “un estudioso de la TV del mundo”, como se define, observa que hay una tendencia del público a interesarse por formatos en los que participan apellidos conocidos. “Son momentos de la pantalla. Antes nos interesaba más un Gran hermano, con personas anónimas. En este momento hay que tener en cuenta que ese interés del público cambió”.

Con más de una decena de realities en su currículum (varias temporadas de Operación triunfo, La voz argentina, Gran hermano, Odisea, Celebrity Splash), el rubio de los bloopers incesantes sigue en el camino del reality, pero lejano al escándalo: “Lo mío es el humor. Nunca podría llegar traspasar el límite. No me sale salir de esa raya. Me agarra angustia de ver pelear a dos personas en cámara. No sirvo para meter púa”.

A los 43 años, el hombre que hace de su torpeza un estandarte siente que el trabajo le llueve y lo celebra: “La vida me sorprende todo el tiempo”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Labels

Visitas

Redes Sociales

Páginas Vistas

Vídeo Destacado

Encuesta